Ventajas prácticas de la aplicación de la Ley de Garantías Mobiliarias de Nicaragua.

El 6 de octubre del año 2016 fue aprobada por la Asamblea Nacional la Ley Número 936, Ley de Garantías Mobiliarias, entrando dicha ley en vigencia un año después de su publicación en la Gaceta Diario Oficial, es decir, el veinticuatro de octubre del año 2017. Sus antecesoras, las derogadas Ley de Prenda Agraria o Industrial y la Ley de Prenda Comercial databan de 1937 y 1992 respectivamente. Una actualización a dichos cuerpos normativos, así como a los conceptos de prenda civil y mercantil, vino a ser, más que oportuno, necesario.

A más de dos años de la entrada en vigencia de la Ley de Garantías Mobiliarias, se pueden distinguir algunas de las ventajas prácticas de su aplicación, dentro de las que se encuentran, en mi experiencia, las siguientes:

 

  • Se amplió el abanico de bienes derechos y acciones susceptibles de ser dados en garantía mobiliaria y por lo tanto, la ley ha cumplido en gran parte con su objeto: la promoción del acceso al crédito a través de la regulación de todo tipo de garantías mobiliarias. Actualmente es posible respaldar obligaciones y constituir garantía mobiliaria sobre una amplia variedad de opciones, desde un vehículo del que se tiene información particular como color, número de chasis y motor, hasta los derechos económicos derivados de un contrato de venta futura.

 

  • La Garantía Mobiliaria puede constituirse en documento público (escritura) o mediante un documento privado, permitiendo así que el proceso de constitución sea ágil y menos costoso si nos referimos a gastos de formalización.

 

  • Es facultad de las partes constituir garantía mobiliaria con anterioridad a que el garante adquiera la propiedad o tenga la posesión u otros derechos sobre el bien o derecho en garantía. Tal es el caso de la pre constitución de garantía mobiliaria, figura muy utilizada cuando la garantía es una cosecha futura; o la garantía mobiliaria específica para la compra, que aplica cuando adquirimos un bien con los fondos de un financiamiento y éste mismo bien es dado en garantía.

 

  • En el contrato las partes pueden pactar un procedimiento de realización extrajudicial de la garantía mobiliaria, así como la mediación o el arbitraje como mecanismos alternativos para la solución de conflictos, lo que permite evitar acudir a la sede judicial muchas veces congestionada.

 

  • Finalmente, la creación del Registro Público de Garantías Mobiliarias. Al ser un registro electrónico ha permitido que las solicitudes sean atendidas en plazos más cortos, realizar los pagos a través de plataformas bancarias, disminuir los costos de inscripción al enviar los contratos escaneados y gozar de una significativa disminución en los aranceles; todo en comparación con el anterior registro en el Libro de Prenda Agraria o Industrial. Adicionalmente, este registro electrónico posibilita la inscripción de garantías sobre bienes muebles que antes, al ser considerados objeto de prenda comercial, no eran susceptibles de inscripción.

Adicionalmente tanto la ley como el registro electrónico brindan la oportunidad de constituir gravámenes sucesivos sobre el mismo bien, siempre y cuando el acreedor lo haya autorizado, circunstancia ésta que el sistema advierte al momento de realizar la solicitud de inscripción.

Este proceso de inscripción brinda mayor transparencia a las partes y a terceros, ya que en caso que se requiera constituir garantía mobiliaria sobre una gran cantidad de bienes, existe la posibilidad de adjuntar a la solicitud de inscripción documentos anexos, sin importar la longitud de los mismos, en los que se individualicen dichos bienes, gozando de protección y publicidad registral respecto de cada uno.

Adicionalmente, el referido Registro Público de Garantías Mobiliarias ha jugado las veces de proyecto piloto en el proceso de migración hacia la digitalización del Registro Público de la Propiedad Inmueble y Mercantil, con el cual, junto con el Registro de Tránsito Vehicular, estará interconectado.

Autor:


TANIA JETSABEL PALACIOS BLANCO

Cargo: asociado

Teléfono: (505) 2277-0767

Email: tpalacios@latamlex.com